AMIFOSTINA - Reacciones adversas

Es frecuente una reducción leve y transitoria de la presión arterial sistólica, que debiera volver a sus valores normales 2 a 5 minutos después de la finalización de la infusión. Una caída excesiva de la presión arterial sistólica obliga a interrumpir o suspender de manera definitiva la infusión; el paciente se recupera igualmente en 5 a 15 minutos. Pueden presentarse síntomas de hipotensión (mareos, desmayos), que se controlan con soluciones parenterales y corrección de la postura del paciente. Puede provocar náuseas y vómitos leves, que se potencian por el efecto simultáneo de los antineoplásicos; por ello es recomendable administrar un agente antiemético antes de comenzar el tratamiento con amifostina. También se ha observado rubor, mareos, somnolencia, estornudos, hipo y escalofríos que fueron leves y obligaron a suspender el tratamiento.